• Comunicación UNPF

Piden organizaciones sociales “no quitar ni una coma” de la Reforma Educativa




Postergar o modificar la iniciativa ya aprobada en comisiones, sembraría un pésimo precedente para la democracia.



Maestros y padres de familia, junto con organizaciones de la sociedad civil, entre las que se encuentran Alianza de Maestros, la Unión Nacional de Padres de Familia, y Suma por la Educación, pidieron a legisladores, “no quitar ni una coma de la Reforma Educativa”, aprobada la semana pasada por las comisiones unidas de Educación y de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados y no postergar más su aprobación en el Pleno.


Ricardo Fernández, presidente de Alianza de Maestros aseveró que “postergar o modificar la iniciativa ya aprobada en comisiones, sembraría un pésimo precedente para la democracia y afectaría gravemente el derecho de todos los mexicanos, principalmente los niños y jóvenes a contar con una educación de calidad”.


Leonardo García, presidente de la UNPF, afirmo que “lo que está en juego, es el control de plazas magisteriales y el control político y económico que se puede dar con ellas; no queremos regresar a una situación donde ser maestro dependa de sus relaciones sindicales, públicas y políticas”.

Insistió en que “abrirse a la posibilidad de regresar el poder a ciertos grupos, da pie a prácticas que solo postergarían el avance educativo”.


En rueda de prensa los representantes de más de 100 organizaciones sociales se dijeron convencidos de que la educación debe dotar de conocimientos, aptitudes y habilidades para que, niños, niñas y jóvenes tengan la capacidad de poder enfrentar los retos actuales de la vida cotidiana, pero, para lograrlo, insistieron, es urgente contar ya con la Reforma Educativa que vele por beneficiar a los más jóvenes del país.


“El asegurar que niñas y niños tengan acceso a educación de buena calidad es el mejor camino para promover el crecimiento de México”.


Pidierón que se apruebe ya la Reforma Educativa, para resolver los grandes problemas que vive nuestro país en esta materia, por ejemplo, de acuerdo con el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), en su informe La educación obligatoria en México: 2018, en el último año escolar en México, 1.1 millones de niños y jóvenes abandonaron la escuela, y de ellos, el bachillerato registró el mayor número de “expulsados”, con 770 mil estudiantes. El segundo grupo de mayor abandono es en la secundaria, con 300 mil alumnos, lo que equivale a una tasa de deserción de 4.4%” insistieron los representantes de las instituciones.


Daniel López, director de Suma por la Educación, indicó que las cifras antes mencionadas demuestran que en educación hay mucho por hacer, hasta ahora, no se ha dado el nivel de importancia que debe tener este rubro para el crecimiento de la sociedad.


“Son muchos los aspectos que hay por analizar de la Reforma aprobada en las comisiones unidas de Educación y de Puntos Constitucionales, algunos de ellos deberán ser atendidos en las reformas secundarias”.

Entre los puntos positivos de la Reforma rescataron que, se dará un enfoque humanista de la educación, se fortalece y se reconoce la labor docente, que el Estado imparta educación inicial, entre otros.


También señalaron lo que concierne a los aspectos de alerta, como que el texto constitucional no plasme la participación de los padres de familia como parte fundamental del Sistema Educativo Naciona, que no se da igualdad y equidad para estudiantes de Normales Públicas, Normales Privadas y Universitarios para plazas de nuevo ingreso y al hablar de la Escuela Mexicana, se pueden dejar fuera los parámetros internacionales, las mediciones y el intercambio con otros países.


También estuvieron presentes organizaciones como: In-Justicia, ciudadanos por México, Confraternidad Carcelaria, Difusión de Asuntos Internacionales Hypatia, Colegios Privados de Lindavista, Alianza de Maestros y Coordinadora Ciudadana.

0 vistas

Comunicación Social UNPF

  • Icono social Twitter
  • Facebook icono social
  • Icono social de YouTube