X

Hazte papá UNPF ¡Afíliate!

Developed in conjunction with Ext-Joom.com

El consumo de tabaco es uno de los principales temas que sigue afectando a un gran número de personas de nuestra población. De su consumo, se desprenden varias enfermedades crónicas como lo son: el cáncer, problemas pulmonares y cardiovasculares.

A pesar de ello, y siendo del conocimiento de todos, el problema se sigue extendiendo en todo el mundo, por ello, varios países disponen de leyes que restringen la publicidad del tabaco, regulan su compra-venta y lograron construir espacios libres de humo de tabaco.

Con lo anterior, y observando la problemática, se creó el Día Mundial Sin Tabaco, el cual tiene como propósito, llamar la atención de cada habitante ante el consumo a edades más tempranas de esta sustancia y los efectos negativos para la salud, recordando que, no solo afecta a los consumidores, sino también a los fumadores pasivos.

El tabaquismo está asociado a alrededor de 7 millones de muertes por año en el mundo. Por eso, este 2018, se busca cautivar a más personas explicándoles la relación entre el tabaco y las cardiopatías, lo cual exhibe, que el consumo de cigarrillos constituye la segunda causa de enfermedades cardiovasculares, después de la hipertensión arterial. El lema de la celebración mundial para este año se titula “El tabaco rompe corazones", frase que, al ser escuchada, paraliza a más de uno.

Los daños que ocasiona consumir este tipo de sustancia son perjudiciales, no solo para la salud, sino también para nuestro entorno social, y es peor cuando el consumo de tabaco comienza en la adolescencia, ya que se incrementa el riesgo de usar otro tipo de drogas.

Los padres de familia, en este sentido, juegan un papel importante para evitar que sus hijos adolescentes caigan en el consumo de tabaco. Algunos consejos prácticas para lograrlo son: establecer desde el comienzo una buena base de comunicación con los hijos, fomentar la confianza, establecer reglas claras que prohíban fumar, hablarles de los daños y peligros que causa su consumo y tomar en cuenta todas sus opiniones respecto al tema para saber guiarlos de la mejor forma.

Estamos seguros que mientras existan más propuestas de ley que busquen el bienestar de la comunidad, podemos garantizar un mundo 100 % libre de humo de tabaco, incluso podríamos bajar las estadísticas que ubican al tabaquismo en el segundo lugar como causa de muerte. Recuerda que la prevención es tarea de todos.

Pin It